Publicite aquí 0294 154711027

Home » » POLÍTICA/ POR FABIÁN DOMAN

POLÍTICA/ POR FABIÁN DOMAN

EL GRAVÍSIMO ERROR DE CRISTINA KIRCHNER: SEGUIR SUBESTIMANDO A MAURICIO MACRI
La ex presidente siempre dio por sentado que la sucedería Daniel Scioli. Sólo la corrupción K justifica los altos niveles de aprobación del Presidente a pesar del pésimo momento de la economía.

Confesión de hace apenas un día de una de las más altas y calificadas fuentes de la era K: "La elección la perdimos nosotros, porque Cristina (Kirchner) la sobró. Su principal preocupación no era ganar, porque descontaba la victoria, sino hacerle la vida imposible a (Daniel) Scioli. Le rodeó la manzana con candidaturas piantavotos en todos lados, lo ninguneó todo el tiempo, no dejó que hubiera campaña electoral, le escatimó recursos y, cada vez que podía, lo destrataba. ¿Para quién creen que Cristina dejó a punto de estallar las bombas de la economía? Para Scioli. No para (Mauricio) Macri. Nunca se la pasó por la cabeza la idea de que Macri pudiera ganar. Lo subestimó y ahora está pagando las consecuencias".

Es imposible pensar la vida política de Mauricio Macri sin Cristina Fernández de Kirchner. Un blanco/negro que nunca entendió o quiso actuar Sergio Massa. Desde que asumió como jefe de Gobierno porteño, el mismo día que ella lo hacía como Presidente, tuvo en claro que su único posicionamiento político debía ser la vereda de enfrente. Un poco por convicción, otro por diversidad ideológica y otro por estrategia política.

Y ese Yin y Yang sigue vigente como hace nueve años. El consultor Jorge Giacobbe dice que no existen argumentos políticos que justifiquen los altos niveles de aprobación del Presidente a pesar del pésimo momento de la economía –con números catastróficos en términos históricos, como inflación anual, nivel de actividad y caída de las producciones industriales y de la construcción– y los evidentes errores de gestión. Descartando la magia y el realismo mágico latinoamericano, Giacobbe encuentra finalmente la razón: la vigencia mediática de Cristina y de la obscena corrupción K, presente todos los días en los medios de comunicación y en la conversación de los argentinos.

 No existen argumentos políticos que justifiquen los altos niveles de aprobación del Presidente
Un alto funcionario del gobierno actual, consultado por el mismo misterio, explicaba a este periodista que "no tiene sentido analizar a Mauricio". "Es así. Hace cosas que no se entienden al principio. Inexplicables para políticos, economistas y periodistas. El 'círculo rojo', como él mismo dice medio despectivamente. Pero con el correr de los días y las semanas te vas dando cuenta de que el error original deriva en un empate y finalmente, Macri siempre termina ganando. Consigue objetivos imposibles. ¿Quién creía que podía ganar cuando comenzó la campaña electoral en marzo del año pasado?", recuerda.

A la luz de los resultados, la teoría de que Macri ha sido históricamente subestimado cobra mayor importancia. Y se convierte en un capital a su favor. Veamos esta semana el episodio con Marcelo Tinelli. El Presidente logró –se dice que presionado por su entorno familiar más cercano– su objetivo primario, que no era otro que bajarle el tono satírico a la imitación de ShowMatch, tal como se vio el jueves. No que Tinelli fuera o dejara de ser presidente de la AFA, que Fredy Villareal se quedara sin trabajo o que un allegado a la Casa Rosada compre Ideas del Sur o al mismísimo conductor. Simplemente, no ser ridiculizado con los pantalones bajos delante de millones de argentinos.

Es a lo que el hombre cercano al Presidente se refiere cuando hace mención a los caminos "inexplicables" que decide tomar para resolver una situación, donde reside otros de los éxitos de su accionar. "Él no quería que el Estado siguiera desembolsando una cifra superior a los 2.000 millones de pesos por año en el Fútbol para Todos. Armó una telaraña que fue llevando a los dirigentes a terminar presentando una carta a la Casa Rosada rescindiendo la relación. El fútbol puede dejar de ser abierto y gratuito y la decisión fue de la AFA y no del Gobierno. Si algún político de carrera hubiera logrado eso, dirían que es un genial estratega; pero, como es Macri, no se dice nada", explica.

La teoría de la subestimación -que bien puede haber comenzado con la fatigosa y compleja relación del Presidente con su propio padre- es complementada con la idea de que es un amateur en política. Nada más alejado de la realidad. De hecho, la columna vertebral de esta primera etapa de Gobierno es la política. Y la economía, su enemiga.

Todo lo contrario a lo que se pensaba: los pronósticos decían que Macri sería bueno en economía y torpe en política, desconociendo la historia reciente. La economía, hasta ahora el inesperado talón de Aquiles del Gobierno, sigue sin dar buenas noticias. Aunque algunos datos permiten aventurar que puede haber una luz al final del túnel, y no de una locomotora de frente.

 La economía, hasta ahora el inesperado talón de Aquiles del Gobierno, sigue sin dar buenas noticias
Cerca del todopoderoso Mario Quintana se habla de una inflación para julio de entre el 2,1 y 2,2%, definitivamente a la baja y con un agregado clave: en el mismo mes comenzó a mejorar la confianza del consumidor. O sea que, por primera vez en la era Macri, los salarios –léase las paritarias– podrían haberle ganado una batalla a la inflación. Significa que el macrismo, tirando a la basura buena parte de su propia biblioteca económica, festeja el mejoramiento del consumo como motor del nivel de actividad. A esto debe sumarse el prometido regreso de la obra pública, salpimentado con la gigantesca reparación histórica para los jubilados. A partir de marzo del año que viene, significarán miles de millones de pesos en la calle, más lo que se logre recaudar con el promocionado blanqueo y la enorme apuesta de la Casa Rosada por el campo. Es el plan "Elecciones 2017". Salvo por el último punto, el equipo económico está a punto de colgar cuadros de Lord Keynes autografiados por Axel Kicillof.

Sin embargo, el gran sostén de estos primeros meses de gestión macrista fue la política. Con una facilidad increíble, el Gobierno colecciona éxitos y acumula errores. ¿Cómo puede ser posible que los mismos hombres que lograron que el Congreso aprobara en tramites exprés y con amplia mayoría el final del conflicto con los holdouts, la ley jubilatoria, la muerte en 24 horas de la fallida doble indemnización y media docena más de leyes clave, presenten en sociedad la legalización del uso del banco de datos de la ANSES mientras se peleaban con Tinelli en medio de una denuncia de acoso en redes, no lo expliquen a la sociedad como corresponde y se ofendan por las críticas? ¿Se pudieron haber comunicado peor los aumentos a la luz, el gas y los transportes públicos? Y siguen los ejemplos.

Pero Macri se sobrepone a todo y soporta todo. La historia le juega a favor. Logró dirigir Boca cuando creía que podía ganar. Después de perder con Aníbal Ibarra en una campaña repleta de yerros, cuatro años después se quedó con la Ciudad y consiguió ser reelecto, ganando en el medio una elección legislativa local. Contra todos los pronósticos, supo leer 2011 y 2013 y les dejó a otros el protagonismo opositor. Primero, para perder, y, después, para ganar. Contra todos los pronósticos –inclusive propios– llegó a la Presidencia, no sin antes rechazar un acuerdo bonaerense con Sergio Massa, en el medio de acusaciones de que "no quería ganar la elección" y porque insistía con la para ese entonces desconocida María Eugenia Vidal (de todos los aciertos de Macri, el de Vidal es, sin duda, el mayor). Una vez que ganó, después de un grueso traspié inicial, impuso a los dos jueces de la Corte que eligió sin negociar nombres con la oposición y sacó del Congreso las leyes que necesitaba sin contar con ninguna mayoría parlamentaria. Tiene a los gobernadores peronistas y no peronistas buscando un mendrugo de su mano y hasta se da el lujo de comunicar mal varias acciones de Gobierno.

Hay más: puso en la AFA al presidente que quería (Armando Pérez), volteó las candidaturas de Tinelli y Hugo Moyano, congeló la Super Liga y hasta participa de la elección del futuro DT de la Selección, no sin antes llamar a Leo Messi para que vuelva al equipo. Más yapas: anunció el fin de semana –y pasó absolutamente inadvertido– que pretendía quedarse quizás "ocho años" y, ya que estaba, le asestó un tremendo mandoble al conductor más importante de la televisión por si a Tinelli le quedaban dudas de quién era su verdadero enemigo (en los términos del manejo del poder de Francis Ford Coppola).

Leal como pocos presidentes, lleva sobre sus hombros a un gabinete plagado de internas sin plantear un solo despido. Aunque bien se podrá decir que estos hombres fueron fruto de su elección y de nadie más.

 Leal como pocos presidentes, mantiene un gabinete plagado de internas sin plantear un solo despido
Es también su responsabilidad permitir que el jefe de Gabinete solo funcione en los hechos como el responsable de la comunicación del Gobierno –sobre todo, la virtual–, que el ministro de Hacienda solo concurra a las reuniones de pares en las que está el Presidente y viva quejándose de su (mala) suerte, que el de Energía comunique mal, que el de Interior sienta que estaba para Economía o ahora que está para Jefe de Gabinete, que la vicepresidente le opine de todo en todas las reuniones, que el equipo económico le haya entregado decenas de pronósticos errados, que el de Salud se vuelva mudo en medio de cientos de miles de casos de gripe, y que la Canciller esté más pendiente de irse a la ONU que de quedarse.

Una encuesta de Hugo Haime señala que, para el 71% de los consultados, Cristina Kirchner es culpable de la corrupción de su gobierno. Confirmando que una imagen vale más que mil palabras, la pésima imagen de la ex presidente creció: del 59% que la consideraba responsable de los bolsos del Sr. López, el número subió a un 71%.

En el mismo sondeo, el 85% de los encuestados consideraron excesivo el aumento del gas, queja ciudadana que por ahora sigue soportando el Gobierno gracias a la buena imagen del Presidente.

De Ripley: ocho argentinos y medio de cada 10 dicen que fue exorbitante el tarifazo del gas, pero una amplia mayoría siguen apoyando al Presidente que los ordenó. ¿Cómo se explica esto?

Como dice Giacobbe, la explicación a semejante contradicción podría ser el eterno rencor de la mayor parte de la sociedad contra Cristina y los hechos de corrupción. Una comparación que tiene casi 10 años de antigüedad y que siempre favoreció a Macri. ¿Toda la victoria macrista, el cambio y su buen momento personal es solo una mezcla de azar y fortuna, semejante a la del primer Kirchner, que solía ser definido como "suerte más soja"?

¿Será solo eso? ¿La suerte que siempre acompañó a un presidente que cuando dirigía a Boca se cansó de ganar finales por penales o que se enfrentó en la elección del año pasado a un peronismo cuyo líder solo estaba preocupada por destratar a su propio candidato? ¿O la fortuna de que un José López decida volverse loco dando vueltas con nueve millones de dólares y tocando la puerta de un convento a las 3 am?

Dicen que Napoleón Bonaparte, cuando debía decidir ascender a un general, siempre preguntaba lo mismo: "¿Cuál de estos es que el que tiene mejor suerte?".

Pero Pablo Neruda, descreído del poder de la buena estrella en la vida de los hombres, dice que la (mala) suerte es el pretexto de los fracasados.

¿Lo del Presidente es solo suerte?


¿No será hora de comenzar a dejar de subestimarlo?

INFOBAE


----------------------opina, comunícate con limite 42------------------http://www.limite42.com/p/comunicate.html

.

Entrada destacada

APROBADO, APROBADO, APROBADO, APROBADO, APROBADO…

Opinión EL CONCEJO APROBÓ EL PROYECTO DE FRACCIONAMIENTO DEL CERRO AMIGO Con 5 votos positivos (2 votos JSRN Ortega y Del Agua; 2 vot...

Envia tu Noticia Foto Video

Envia tu Noticia Foto Video

CONSULTE SU DEUDA AQUÍ

Twitter en VIVO

TATO BORES LA CORRUPCIÓN

 
Support : AmPmFm
Copyright © 2013. LIMITE42º Paralelo de Noticias #Limite42 #ELBolson - All Rights Reserved
Para publicitar en este sitio, enviar mensaje 0294 154351535 o por mail a andamorales55@gmail.com
si necesita que eliminemos algun post o derecho a replica, escribanos citando el post en cuestion. Limite42 powered by Blogger
-->