Home » » EL BOLSÓN: EL GOBIERNO MUNICIPAL DEBERÁ REPONER ASPERSORES, TANQUES DE AGUA Y REHACER OBRAS POR HECHOS DE VANDALISMO

EL BOLSÓN: EL GOBIERNO MUNICIPAL DEBERÁ REPONER ASPERSORES, TANQUES DE AGUA Y REHACER OBRAS POR HECHOS DE VANDALISMO

Violencia Social
ROBARON TANQUES DE AGUA Y ROMPIERON MESAS Y ASIENTOS DE UNA PLAZA A INAUGURAR 
(L42) El Bolsón 17/11/2019.- Indignación tanto como impotencia generaron en el gobierno los hechos vandalismo registrados en la localidad en los últimos días, donde robaron dos tanque de agua del cementerio, donde rompieron las estructuras de hierros para sacarlos. El segundo de los hechos: la rotura de la obra de la plaza del barrio San José que estaba para inaugurarla. En ambos casos, el intendente repudió los atentados.  

En El Bolsón, el permanente destrozo de aspersores de riego de canteros y espacios verdes de plazas y bulevares, especialmente los de la peatonal Padre Feliciano, como la rotura o pintadas de bustos y frentes de instituciones, organismo y domicilios tienen una larga historia de hechos de violencia patrimonial del estado, que dejaron su huella como sello de esa inexplicable la violencia y el destrozo. El todos los casos, nunca se hallaron responsables.

La indignación y la impotencia son dos sentimientos que emergieron ante hechos vandálicos ocurridos en El Bolsón. En la historia de este lugar existe una larga nómina de depravados sociales anónimos que arremeten sin más, contra monumentos, edificios públicos, obras y comercios como una moneda natural de la vida y nunca nadie sabe quién o quiénes son. 


“Las protestas callejeras de los movimientos sociales, gremiales y políticos o de otras agrupaciones que se manifiestan respecto de hechos y políticas gubernamentales son triste moneda corriente en la ciudad de Buenos Aires”, señalaba una información de La Nación “sobre actos de vandalismo contra bienes públicos y privados”. 

Los costos de reparación o reemplazo son millonarios y debe asumirlos, en ese caso  el propio gobierno de la Ciudad.

Los recursos para las reparaciones no son otros que el dinero de los ciudadanos, de los contribuyentes, víctimas de quienes creen que dañando los frentes de edificios públicos y comercios como monumentos; o bien rompiendo vidrios o pintando graffitis, es la mejor manera de expresar su descontento.


¿Quiénes se esconden en la capucha del anonimato?
Como una corriente normal, la cultura del vandalismo tiene vida propia en la sociedad porque el estado no controla ni sanciona.

Los vándalos anónimos, que en la vida conviven con nosotros,  se amparan en el anonimato desde donde actúan, en general, procurando no ser vistos y con cabezas encapuchadas. 

Por otra parte cuesta mucho creer que nunca nadie los haya visto. En el caso del barrio San José, que para demoler las obras debieron usar martillos, mazas o hierros, ningún vecino escuchó los golpes. Al menos no se conoce que alguien los haya denunciado.   

La indiferencia social merecería un capítulo especial de análisis para entender por qué el silencio ante hechos delictivos, especialmente los que hacen mucho ruido para romper el patrimonio que es de todos por igual. 


0 comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios serán enviados al editor.
Gracias por Opinar en Limite 42

COMPARTIR ARTÍCULO

COMUNICATE CON LIMITE42,COM

#FALLECIMIENTOS

 
Support : AmPmFm
Copyright © 2013. LIMITE42.COM Paralelo de Noticias #Limite42 @Limite42 - All Rights Reserved
Para publicitar en este sitio, enviar mensaje 0294 154351535 o por mail a andamorales55@gmail.com
si necesita que eliminemos algun post o derecho a replica, escribanos citando el post en cuestion. Limite42 powered by Blogger
-->